logo

Actualidad Noticias

Traspaso de cuentas: los bancos no cumplen las normas

Traspaso de cuentas: los bancos no cumplen las normas

Las entidades ponen trabas al cambio

Las entidades no lo ponen fácil a los usuarios que quieren cambiar de entidades, poniendo trabas al cambio de cuentas y no informando sobre esta posibilidad. Pedimos a la CNMC y al Banco de España que investiguen el asunto, a fin de detectar posibles prácticas contrarias a la competencia, y recordamos a los usuarios qué deben hacer para cambiar de cuenta.

Hace más de un año que entró en vigor el Real Decreto-ley 19/2017 de cuentas de pago básicas, traslado de cuentas de pago y comparabilidad de comisiones, que transpuso la Directiva 2014/92/UE. Posteriormente se aprobó la Orden ECE/228/2019, de 28 de febrero, que desarrolla el procedimiento de traslado de cuentas. Esta nueva normativa, entre otras cosas, debería facilitar que los clientes puedan cambiar sus cuentas de una entidad a otra y favorecer la competencia. En la práctica esto no está sucediendo.

¿Cambiar de cuenta es ahora más fácil?

Cambiar de banco debería ser para el consumidor tan fácil como cambiar de compañía telefónica o de electricidad. Sin embargo, en la práctica no es así: cambiar de cuenta acarrea problemas con frecuencia, y de hecho, los problemas relacionados con la cancelación de cuentas son el tercer motivo de reclamación ante el Banco de España.

Según la norma vigente desde 2019, las entidades tienen la obligación de poner a disposición de los consumidores un formularrio de solicitud de traslado de cuenta de pago. Basta con que el consumidor lo entregue a la entidad de destino, y esta se encargará del cambio de los recibos domiciliados, el traslado de las transferencias periódicas (nóminas, pensiones, etc.), las órdenes de pago, el traslado del saldo y el cierre de la cuenta. La antigua entidad debe facilitar las cosas: el objetivo es que el proceso sea sencillo para los consumidores, pero en la práctica comprobamos que eso de que es fácil cambiar de cuenta es una afirmación que #Nocuela.

Lo comprobamos con una prueba real

¿La nueva norma de traslado de cuentas ha simplificado realmente las cosas? ¿Cumplen las entidades lo que se espera de ellas? Pues lamentablemente vemos que no es así.

  • Hemos analizado 21 entidades financieras: en 8 de ellas no tienen a disposición de los consumidores el formulario de cambio de forma accesible y adecuada.
  • Intentamos, de manera anónima, cambiarnos de cuenta entre entidades: hemos realizado 6 pruebas, sin éxito, porque las entidades ponen trabas:
    • Los empleados desconocían la normativa o informaban de forma errónea.
    • Ponían obstáculos a entrega del formulario.
    • Las entidades tardaban en contestar.
    • No se han justificado los rechazos a las solicitudes.
  • En definitiva, tras meses de intentos ha sido incapaz de completar el cambio de cuenta corriente entre entidades.

OCU pide que se investigue

No hay motivos que justifiquen esta actitud, que excusen que no se facilite la captación de nuevos clientes a través del traspaso de cuentas: en vista de ello, OCU ha denunciado ante la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) y el Banco de España esta actitud de 21 entidades, solicitando que se investiguen las posibles prácticas desleales que tiene como objetivo impedir la aplicación efectiva de la normativa de traslado de cuentas y, por tanto, restringir la competencia en el sector bancario.

Cómo traspasar tu cuenta a otro banco

Si no te convencen las condiciones que tienes en tu banco, no te conformes: busca una cuenta que te dé lo que necesites. 

En teoría, el proceso debería ser sencillo: una vez abierta la cuenta en la nueva entidad, los usuarios cuentan con la opción de rellenar y entregar un formulario de “solicitud de traslado de cuenta de pago”, que todas las entidades financieras deben tener a disposición de sus clientes (pero que, como hemos comprobado, no siempre sucede).

  • El usuario debe rellenar el formulario , indicando el IBAN de la cuenta que quiere trasladar y el de la nueva, la fecha a partir de la cual todos los recibos domiciliados deben empezar a cargarse en la nueva cuenta (como pronto, 13 días hábiles después de entrega del formulario en la nueva entidad) y las autorizaciones al nuevo banco para solicitar al antiguo toda la información necesaria para el cambio y para realizar los cargos en la nueva cuenta. También deberá indicar si desea transferir el saldo existente o cerrar la cuenta que traspasa.
  • El nuevo banco se ocupará de realizar todos los trámites para cambiar las órdenes de pago y para recibir los ingresos en la nueva cuenta.
  • El antiguo banco tiene que cancelar todas las órdenes permanentes que tuviera, transferir los saldos que queden a su nueva cuenta y proceder a la cancelación. Puede exigir al usuario que previamente devuelva previamente los medios de pago asociados a la cuenta. Si el usuario obligaciones pendientes de pago, por ejemplo, el pago del recibo mensual de la tarjeta de crédito, deben informarle y dejar abierta la cuenta hasta que no queden pagos pendientes.
© 2020 - Sernutec - Servicios y Nuevas Tecnologías